Búsqueda avanzada
0
Búsqueda avanzada
   >   CLARINETE   >   Instrumento clarinete   >   Clarinete en Sib   >   

Clarinete en Sib

El clarinete tiene más de 300 años de vida. El constructor alemán de flautas, Johann Christoph Denner, fue el inventor de uno de los instrumentos de viento más famosos y tocados de la historia.

Romanticismo es un buen sinónimo para el clarinete debido a su sonoridad suave y melancólica. Este instrumento suele formar parte de los conciertos que ofrecen las orquestas sinfónicas y también de solos. A través de las notas agudas y graves se consigue en segundos cambiar de lo suave a lo más agresivo.

Características del clarinete

Creados con madera y con su característica forma cilíndrica, los clarinetes poseen veinte o más agujeros. Estas son sus partes fundamentales:

  • Boquilla: Supone la parte del extremo del cuerpo del clarinete donde hay una abrazadera encargada de unir la lengüeta de caña a la boquilla. La proyección del aire a través del soplo del músico genera emisión de las vibraciones sonoras.
  • Cuerpo: Es la parte más importante del instrumento ya que a través de ella pasa el aire que dará forma a la melodía. Tiene una veintena, o más, de agujeros que se pueden tapar con los dedos o con las llaves de metal con tal de controlar la salida del aire.
  • Barrilete: Es la clave de la afinación. Esta parte está situada entre la boquilla y el cuerpo. Según su incorporación se consigue una mayor o menor afinación.
  • Campana o pabellón: Se caracteriza por su forma de cono o campana, de ahí su nombre. Situada en la parte inferior del cuerpo del clarinete tiene la función meramente acústica.

Tipos de clarinetes

  • Clarinete Alto: Es más largo que un Clarinete de Basset y posee una campana curva que causa similitud con otro famoso instrumento de viento, el saxo.
  • Clarinete de Basset: Este tipo de clarinetes afinan en La y su gran diferencia con el resto es que pueden llegar hasta la nota Do.
  • Clarinete Bajo: El Clarinete Bajo es mucho más grande que el Clarinete Alto y es el más multidisciplinar ya que es común encontrarlo formando parte tanto de orquestas como de bandas de música.
  • Clarinete Contralto: Tiene mayor tamaño que el Clarinete Bajo y su sonido también resulta más grave.
  • Clarinete Contrabajo: Dentro de la familia de clarinetes, el Contrabajo, es el más grande y el que mayor gravedad poseen sus notas.
  • Requinto: Se trata del clarinete más pequeño y agudo, uno de los recurrentes dentro de las bandas de música. También se conocen como ‘piccolos’.
  • Soprano: Es el clarinete más habitual, tiene presencia e importancia sobre todo en orquestas sinfónicas. Al igual que el Contralto se pueden fabricar tanto de madera como de metal.

Beneficios de tocar el clarinete

La práctica de música continuada es beneficiosa para la salud, así lo demuestran multitud estudios. Además, no tiene margen de edad ya que la iniciación en el mundo de la música puede producirse sin ningún problema a cualquier edad.

  • Respiración: Controlar la respiración, es más, saber respirar bien es una tarea pendiente para muchos. En el caso de los instrumentos de viento, concretamente los clarinetes, se necesita de un control en los soplos de aire para producir el sonido.

Con la práctica el músico aprende jugar con el aire a través del soplo, lo que proporciona amplitud de habilidades. La relajación y el control son dos de los beneficios más destacados para la vida diaria de los músicos.

  • Aumenta la capacidad de memoria: Los que practican música de manera continuada expanden su capacidad de memoria al entrenar casi de manera diaria. De este modo aumentan la cantidad de recepción y retención de información.

¿Por qué sucede esto? Porque el músico al retener la información musical mantiene la memoria en continuo uso y además también intensifica las emociones, hecho que permite mejorar la atención y la memoria mejorada.

  • Mejora del habla: El ser humano posee una musculatura dirigida al habla. Se trata de los músculos alrededor de la boca, estos son necesarios para la formación de sonidos.

Al tocar un instrumento de viento, como es el caso del clarinete, tanto la cavidad bucal como la lengua tienen un funcionamiento más alto y continúo de lo normal al ser los participantes en la producción del sonido. Por tanto adquieren cualidades como la flexibilidad que ayudan a mejorar el habla o la pronunciación.

Origen del Clarinete

Los instrumentos de viento han acompañado al ser humano desde el principio de los tiempos. Las flautas o el cuerno ya se fabricaban en tiempos prehistóricos con materiales tales como los huesos de los animales, más tarde comenzaron a utilizarse otros materiales como la madera o el metal. Sus usos eran variados desde acompañar a modo de música fiestas y eventos, hasta con carácter bélico para avisar y dar señales ante amenazas o conflictos.

La familia de los instrumentos de viento es una de las preferidas por los músicos. El mundo de la música no tiene edad, cualquiera puede iniciarse en la carrera musical a lo largo de su vida. Lo que ocurre en muchas ocasiones es que no se sabe por dónde empezar, qué instrumento elegir o cuál es el mejor para la iniciación.

Los profesionales siempre aconsejan comenzar por instrumentos cuyo sonido resulte agradable ya que durante los primeros meses se produce la búsqueda de afinación, y hay sonidos que pueden resultar molestos.

Los instrumentos de viento son todos aquellos que necesitan aire para sonar. La familia de viento se clasifica según su composición que puede ser viento-madera o bien viento-metal. Todos los instrumentos de viento cuentan con uno o varios tubos encargados de producir el sonido a través del aire que emite el músico. El sonido final depende de la longitud, siendo más grave cuanto más largo y grueso es el cuerpo del instrumento.

En timbre de los instrumentos dentro de la categoría de viento-metal es fuerte y metálico. La boquilla de los mismos es metálica y es la encargada de producir la vibración a través del aire que termina en frecuencia acústica. Por su parte, los instrumentos de madera generan un sonido más suave y fluido que el producido por los instrumentos de metal.

Dentro de la familia de los instrumentos de viento encontramos el fagot, el saxofón, el oboe, la flauta o el clarinete, entre otros. Este último es uno de los instrumentos que más se tocan alrededor del mundo gracias a sus características favorables al aprendizaje y también a los beneficios para la salud que experimentan los practicantes de la música.

Clarinetes en SIB en ZasMusic

En ZasMusic contamos con una amplia gama de clarinetes en SIB de las mejores marcas del mercado como los de Armstrong Werth, Arnolds&Sons, Jupiter, Selmer o Sullivan. Te animamos a echar un vistazo a nuestro catálogo de clarinetes en sib.

Productos destacados de la categoría
Addis Network: Tienda Virtual
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.